Fabulas Indígenas II





Cambutes

Cambutes

Hace mucho tiempo los nativos precolombinos de este país onírico agraviaron a sus dioses y profanaron la creación. Entonces sobrevino el infortunio la desventura y la malaventura, el sol los deshidrato, la luna los enloqueció y las estrellas los alelaron. El clima se endemonió y la bóveda celeste se convirtió en un inmenso invernadero, El verano de fuego abrumador condenó al gélido invierno al destierro, la florida primavera maduró prematuramente y el otoño anticipó su ocaso. Los bosques se transformaron en desiertos que aterrorizarían a los camellos, los rios se secaron, los lagos se extinguieron, los nevados se evaporaron, el mar hirvió.

 

Los artistas perdieron las fuentes de inspiración poética, los manantiales ya no mostraban su vida interior, los acantilados de las cascadas perdieron su velo sagrado, las cataratas añoraban su soberbia, ya no había veneros, fontanas, hontanares ni termales. En el ponto ya no se podía bucear, nadar era delicia del pasado, y acariciar la nieve una utopía que haría suicidar a los Kogui, a los Wiwas y Wayu y de morir de pena a los moradores de las gélidas montañas. Las flores murieron de sed, las frutas se enjutaron, la tierra arideció, los animales se fosilizaron, los cadáveres se momificaron, la fiebre apergaminó a los pervivientes y les produjo alucinaciones, la inclemente sed los mataba en silencio, el país se volvió estéril y la esperanza se marchitó. Los aborígenes afligidos no conseguían cambiar los tesoros de El Dorado por gotas de agua, la asfixia les donó desdichas y se ahogaron en el calor, reinó el sofoco, la modorra y la muerte.

 

El panorama era conmovedor impresionante y patético, las hogueras de reproches injurias calumnias e improperios y acusaciones mutuas proliferaron; el humo se tornó vanidoso y soberbio, las cenizas de la deshonra deslucían y acongojaban todo, la luz de la razón era intermitente y mortecina, había luto, mucho dolor, coros de lamento y sollozos del firmamento.

 

Ese lapso malhadado se resistía a morir, la soledad se confabuló con la incertidumbre por el futuro. Y en medio de la hambruna, las plagas y la lenta agonía los moribundos contritos imploraron el perdón por la desgracia que habían despertado, luego entregaron ofrendas, hicieron sacrificios y celebraron rogativas para que diluviara. Los atormentados extrañaban el país azul y valoraban el agua que habían desaprovechado. Por eso un aborigen soñador llamado Cambutes, evocó con nostalgia a las nubes, al viento, al trueno, al rayo, al relámpago y suplicó a las deidades de la bóveda celeste que lo redimiera y reviviera para reverdecer la esperanza.

 

Afortunadamente los sumos hacedores cósmicos escucharon a Cambutes e ipso facto el cielo derramó bendiciones, en las regiones celestes se produjeron tormentas eléctricas que destilaron granizo, roció y escarcha erótica y vital, las cuales cortejaron las llamas, humillaron las humaredas, apaciguaron las pavesas y les dieron que beber.

 

La madre tierra sació su sed, los lechos se vivificaron por sus torrentes, los espejos de fluido resucitaron y las mitológicas montañas vindicaron con soberbia sus coronas níveas.

 

La esperanza salvó su alma, se recuperó el espíritu alegre y las criaturas sobrevivientes se consagraron a procrear, de nuevo hubo un edén maravilloso invadido por manadas de animales silvestres, por bandadas de aves preciosas y por bancos de peces coloridos; los raizales otra vez sembraron y todos los días cosecharon frutos maravillosos, a la vez reforestaron, evitaron las quemas y prohibieron la tala de los bosques sagrados.



  • fabula de los indigenas
  • fabula indigena
  • fabulas indigenas

  • fabula de indigenas
  • cambutes mito
  • novedades android

Comentarios:

Loading Facebook Comments ...
5 Comentarios en Fabulas Indígenas II
  1. Suzy dice:

    Thanks for cobuirntting. It’s helped me understand the issues.

  2. http://www./ dice:

    Yeah hold on have I seen this before, it all depends on what you define as ‘rich’ doesn’t it.If someone makes 80k a year, but lives in London, has a non-working partner (or working partner), has two kids and a mortgage does that make them rich? I don’t think so. Those people are taxed enough already and support the nations that they live in more than enough via tax.But if you’re talking about the Russian oligarchs and all that bunch? Go for it….

  3. Many thanks for this article. I might also like to express that it can always be hard when you’re in school and merely starting out to initiate a long credit ranking. There are many college students who are merely trying to make it through and have a long or positive credit history are often a difficult issue to have.

  4. Wow… a Beetle, a ’66 Ford, a ’70s clamshell Chevy wagon, a fuselage Chrysler 2-door, a mid-70s Ford wagon, a ’73 Cutlass 2-door, a ’64 Pontiac GP, an early ’70s Maverick, and another Beetle. As well as an early ’70s Pontiac clamshell wagon and a likely ’72 Grand Prix on the made use of car great deal. And needless to say a GM Fishbowl bus.

  5. Deanna – I need to immediately follow your lead and do a brain dump myself! I tend to write my ideas down…wherever is handy. You’re inspiring me to pull it all together in one place!Thanks for the link, too! It made my night.

Deja tu comentario
Tu Comentario